Emprendimiento

  • Este programa del Consorcio Camisea ha capacitado en tres años a más de 2 mil jóvenes entre 18 y 35 años, de los cuales el 70% son mujeres.

Las vidas de Nadia Hernández y Karen Morán, dos mujeres y madres de Pisco, Ica, no tuvieran algo en común si no pertenecieran al programa Pisco Emprendedor, que en más de tres años ha invertido 640 mil dólares en capacitaciones, talleres y exposiciones de los negocios de más de 2 mil personas que antes no sabían cómo administrarlos.

Es así el caso de Nadia, quien hace 6 años estaba en cero, y Karen Morán, que se buscaba la vida en diversos trabajos de Lima. Ambas son de Pisco. Nadia vive en el distrito Túpac Amaru Inca y Karen en Independencia. Pero ahora son parte del 70% de mujeres que se empoderan y fortalecen sus negocios gracias a Pisco Emprendedor. 

Karen Morán

El Consorcio Camisea, que financia Pisco Emprendedor, indicó que esta iniciativa empezó en enero de 2015. Desde aquella fecha se entregaron 50 capitales semilla -bono de 1,500 soles- y se han realizado capacitaciones, ferias y talleres. En ese tiempo, se fortaleció a 420 negocios en funcionamiento. La inversión total es de más de 640,000 dólares.

En Pisco Emprendedor podemos ver emprendedores que tienen su negocio a base de leche de vaca, gastronomía, manualidades, repostería, pesca y hasta con un jardín hidropónico de lechugas que crecen solo con agua y nutrientes. La creatividad y la perseverancia son patentes en todos los emprendedores son ahora un apoyo económico más para sus familias.

Emprendedoras pujantes

“Empezamos haciendo empanadas. Ahora, ya capacitados, hacemos tortas personalizadas y podemos hacer panetones o turrones, dependiendo el año. Atendemos de lunes a viernes, todos los meses. Estamos en un local propio. A la semana podemos hacer 10 a 12 tortas grandes para vitrina. Los pedidos personalizados son los más pedidos”, cuenta Nadia Hernández. Ella recibe el apoyo de su esposo y de su pequeña hija.

Durante el mismo tiempo, el empeño de Karen Morán, una madre de dos niñas en el distrito de Independencia, la llevó a replantear su vida y arriesgarse en un negocio. Primero aprovechó el puesto de su madre en el viejo mercado de su ciudad. Una amiga le avisó de Pisco Emprendedor y se acercó. No tenía qué perder. “Me incentivaron a promover mi juguería, y me otorgaron 1.500 soles del capital semilla”.

Pisco Emprendedor es un proyecto impulsado por Camisea, operado por Pluspetrol, con fondos del Compromiso Marco, que destina 100 millones de soles a programas de desarrollo social.

Dos madres que se arriesgaron con su negocio. Nadia empezó con 50 soles y un horno regalado, y Karen se levanta a las 5 a.m. para empujar su juguería. Dos ejemplos que inspiran.

Hace 6 años, Nadia Hernández estaba en cero y Karen Morán se buscaba la vida en diversos trabajos de Lima. Ambas son de Pisco, Ica. Nadia vive en el distrito Túpac Amaru Inca y Karen en Independencia. Pero algo tienen en común: asistieron al programa Pisco Emprendedor de Camisea y su vida cambió, tomó otros rumbos y ahora tienen pujantes negocios que sostienen a sus familias.

En el Día de la Mujer 2020, las historias de estas mujeres humildes de Pisco son motivadoras. A Nadia Hernández le gustaba preparar alfajores. Así que decidió poner un negocio. Empezó con 50 soles que le prestó a su madre. “Después se los devolví”, sonríe. Luego un tío le regaló un horno eléctrico. Sus postres salían bien, “olían rico”, cuenta. “Yo tenía ganas de poner un negocio; vendía en el Poder Judicial de Pisco”, dice.

En aquel tiempo, Nadia no tenía idea sobre administrar un negocio de pastelería, pero usó sus estudios en administración y alguien le contó de un programa llamado Pisco Emprendedor. Postuló, ganó el Capital Semilla -1500 soles- y aprovechó las charlas, ferias y capacitaciones sobre costos, precios, marketing y mano de obra. “Nos enseñaron y ayudaron a ser conocidos”, añade. Así surgió ´Dulcemanía`.

“Empezamos haciendo empanadas. Ahora, ya capacitados, hacemos tortas personalizadas y podemos hacer panetones o turrones, dependiendo el año. Atendemos de lunes a viernes, todos los meses. Estamos en un local propio. A la semana podemos hacer 10 a 12 tortas grandes para vitrina. Los pedidos personalizados son los más pedidos”, cuenta. Ella recibe el apoyo de su esposo y de su pequeña hija.

Durante los mismos años, el empeño de Karen Morán, una madre de dos niñas en el distrito de Independencia, la llevó a replantear su vida y arriesgarse en un negocio. Primero aprovechó el puesto de su madre en el viejo mercado de su ciudad. Una amiga le avisó de Pisco Emprendedor y se acercó. No tenía qué perder. “Me incentivaron a promover mi juguería, y me otorgaron 1,500 soles del capital semilla”.

“Antes yo trabajaba de todo en lo que podía en Lima, hasta Argentina me fui, buscándome la vida, porque mi papá y mi mamá no podían darme estudio”, narra Karen, sin avergonzarse. Más bien, se pone contenta, porque llegan clientes y ella los atiende rápidamante. “Yo me levanto a las 5 de la mañana. Preparo las cosas en mi casa, que está más abajito del mercado. Duermo pocas horas”, suspira.

“En la capacitaciones y talleres del programa Pisco Emprendedor me enseñaron la economía, la inversión; a no hacer por hacer las cosas, sin perder el capital. Enseñan repostería, todo para innovar. Ahora, de lunes a viernes, puedo sacar hasta 130 soles vendiendo jugos y ensaladas. Los días que más se vende son los sábados y domingos, hasta 150 soles”. Karen explica su negocio. Su hija mayor le pasa las papayas peladas por su esposo, que trabaja en construcción. Al final, cuando los clientes están degustando sus pedidos, ella repara en su sueño:

  • Mi sueño es tener una cadena de juguerías. Innovar en más cosas.

Pisco Emprendedor es un proyecto impulsado por Camisea, operado por Pluspetrol, con fondos del Compromiso Marco, que destina 100 millones de soles a programas de desarrollo social.

Lima, 14 de enero de 2019.- En coordinación con la Municipalidad Provincial de Pisco, el Consorcio Camisea, operado por Pluspetrol, aprobó financiar la implementación del sistema de video vigilancia para el distrito de Pisco por un monto de 6.1 millones de soles. Dicho sistema tiene como objetivo potenciar las estrategias y acciones de Serenazgo y la Policía para reducir los índices de delincuencia en la provincia.

La Municipalidad de Pisco solicitó la ejecución de este proyecto de seguridad ciudadana ante las preocupantes cifras de incidencia delictiva en tierras pisqueñas. De acuerdo a datos del INEI, entre el 2013 y el 2017, Pisco se ubica entre las 5 primeras ciudades con mayor tasa de homicidios en todo el Perú.

El Sistema de Video Vigilancia incluye la implementación de una central de video proyectada para operar en un local de 3 pisos además de un centro para capacitaciones al personal. Desde estas instalaciones se podrá monitorear hasta 70 puntos críticos con cámaras ultra HD, aprovechando 4 torres de 36 metros cada una.

El Consorcio Camisea, operado por Pluspetrol a través de esta inversión, reafirma su compromiso y disposición para continuar apoyando e impulsando obras para el desarrollo de la provincia de Pisco, gracias a la coordinación y acuerdos con las autoridades. La Municipalidad de Pisco, en tanto, indicó que este sistema de vigilancia permitirá la supervisión de la ciudad, durante 24 horas del día, los 365 días del año.

El plazo previsto de ejecución de la obra es de 150 días de calendario.

Junín, 17 de junio de 2019.- Los agricultores del Valle Piotoa, en el distrito de Mazamari, provincia de Satipo, instalaron plantones de cacao de alta productividad en reemplazo de otros productos de bajo rendimiento en sus parcelas agrícolas, para incrementar sus ingresos en el tiempo, gracias a una iniciativa de Pluspetrol.

El proyecto “Propagación de cacao con sistema agroforestal en 70 parcelas agrícolas en el Valle Piotoa” beneficiará a cerca de 100 agricultores de cinco centros poblados: Centro Piotoa, Villa Real de Piotoa, Alto Piotoa, Nuevo Progreso y Nueva Jerusalem Shimpiriari.

La iniciativa contribuirá con aliviar la situación de los agricultores del valle que están afrontando una crisis económica debido al bajo rendimiento de sus cultivos de plátano, yuca y maíz, agravados por la sequía que se presenta cada cierto tiempo.

El objetivo del proyecto impulsado por Pluspetrol es contribuir a que los agricultores propaguen clones de cacao de alto rendimiento, que superen los 2,000 kilos por hectárea, siendo necesario incluir material genético que está disponible en Satipo.

Los clones de cacao seleccionados para el proyecto se caracterizan por rendimientos superiores a 2,500 kilos por hectárea. Las plantas comunes de cacao solo producen un máximo de 20 a 40 mazorcas mientras que las mejoradas producen más de 80 mazorcas; además tienen la calidad que el mercado externo demanda por sus atributos de aroma y cantidad de grasa.

El proyecto impulsado por Pluspetrol se inició con la conformación de un comité general de gestión integrado por los representantes de cada poblado beneficiado del Valle Piotoa, además se formó una comitiva de pobladores que visitaron distintos invernaderos para identificar dónde adquirir los plantones de cacao de clones mejorados y de alta producción, eligiéndose los viveros de la Asociación Cheni y de la Municipalidad de Mazamari.

Los comités de administración del proyecto de cada poblado, previo empadronamiento, distribuyeron los plantones de cacao a los beneficiarios, mientras que los agricutores, aprovechando las lluvias, los trasplantaron en terrenos con condiciones agronómicas aptas.

El cultivo de cacao contribuye con un entorno más amigable en la zona por la presencia de árboles, que mejoran las condiciones de los recursos de flora, fauna, hídrico y suelos con buenos rendimientos para el bienestar de los pobladores. Mediante los servicios ambientales de reforestación se mejora el entorno ambiental de las parcelas agrícolas, con el fin de asegurar la disponibilidad de agua en la cuenca del Piotoa.

De esta manera, Pluspetrol reafirma su compromiso con el progreso y bienestar de las comunidades ubicadas en su zona de influencia, desarrollando inversiones sociales y productivas dirigidas a promover una mejor calidad de vida para la población.

El alcalde de la provincia de Pisco confirmó que más de 160 mil personas se beneficiarán directamente con el Centro de Atención Integral al Ciudadano

Centro demanda una inversión conjunta de S/ 5.5 millones de soles y generará ahorros para los vecinos.

Pisco, XX de abril de 2018.- El alcalde de la provincia de Pisco, Tomás Andía, confirmó que más de 160 mil personas se beneficiarán directamente con el Centro de Atención Integral al Ciudadano, un local que se construye con financiamiento de Camisea, operado por Pluspetrol, y que iniciará operaciones en setiembre de este año.

Para la edificación de esta obra, Camisea invierte S/ 4 millones y medio de soles, mientras que la Municipalidad de Pisco aporta un millón. El centro, que comenzará a operar en setiembre, estará ubicado en la intersección de la Av. Ramón Aspillaga y Las Américas (Ex fundo Navarro), en Pisco. Tiene tres pisos proyectados en sus planos, además de zonas de evacuación, áreas verdes y explanada.

“En este local, de 2 hectáreas y media, estarán las oficinas administrativas, sociales, comunales de la Municipalidad Provincial de Pisco. Después del terremoto de agosto de 2007, no hemos tenido un centro administrativo. Hoy, las personas tiene que acudir a 7 lugares para hacer sus gestiones, lo que significa un gasto para ellos. Esto generará distintos beneficios y un mejor control al personal edil”, explicó el alcalde Andía.

Una de las miles de beneficiadas es Jessica Mayme Flores (32 años), del asentamiento Señor de la Agonía. “Me parece bien este centro de atención. Nosotros ahorraríamos tiempo y dinero, unos 10 soles, debido a los trámites como el pago del autoevalúo o para sacar las partidas de nacimiento”, precisó.

Durante la ceremonia de colocación de la primera piedra de esta obra, el Gobernador Regional de Ica, Fernando Cillóniz, rescató las buenas relaciones que existe entre empresas como Pluspetrol, operador de Camisea, y la municipalidad de Pisco.

La inversión dispuesta por el Consorcio Camisea procede del Compromiso Marco, fondo que destina una inversión total de 100 millones de soles para desarrollar diversos proyectos sociales.

De esta manera, el Consocio Camisea, operado por Pluspetrol, reafirma su compromiso con el desarrollo social y económico de Pisco y distritos aledaños, zonas en las que se ha invertido en programas de contribución social, convenios socio-ambientales y convenios institucionales.

Hasta hace algunos años, el 75% de jóvenes de las comunidades nativas del Bajo Urubamba, Cusco, no contaba con acceso a una educación superior.

Hasta hace algunos años, el 75% de jóvenes de las comunidades nativas del Bajo Urubamba, Cusco, no contaba con acceso a una educación superior. Hoy, gracias al Programa Integral de Educación (PIE), promovido por Pluspetrol, más de 200 jóvenes de 11 etnias nativas obtienen educación universitaria de calidad.

Este programa, dividido en tres iniciativas (Becas Nopoki, el Programa 100 y Becas Pre-Universitarias), supera una inversión de S/. 3 millones de soles a favor de mejorar la educación. Gracias a estas iniciativas, cada vez más jóvenes de las comunidades de Camisea, Timpia, Kirigueti, Sepahua y Nuevo Mundo, tienen la oportunidad de formarse profesionalmente y así mejorar su calidad de vida como la de sus familias y comunidades.

Estudiantes que en el pasado no podían extender su educación debido a falta de recursos o de enfoque intercultural, reciben ahora una ayuda integral con las Becas Nopoki; las cuales van dirigidas a los alumnos de las comunidades nativas que ingresan a la Universidad Católica Sedes Sapientiae (UCSS) a las carreras de Ingeniería Agrícola, Administración o Educación básica bilingüe intercultural. Entre el 2005 y 2015, 69 jóvenes tuvieron la oportunidad de cursar una carrera profesional en su propia lengua nativa, ya sea en, Yine, Matsiguenga, Asháninka, etc.

Pero claro, antes de poder iniciar una carrera universitaria, un estudiante necesita primero tener una base sólida. Es por ello que el PIE promueve el “Programa 100”, enfocado en reforzar la comprensión lectora y el razonamiento matemático del 4to y 5to de secundaria. Anualmente, aproximadamente 75 jóvenes de la zona son beneficiados por esta iniciativa del operador del Consorcio Camisea. Así mismo, se cuenta también con el proyecto de Becas Pre-Universitarias, dirigido a egresados de 5to de secundaria de la zona, preparándolos para postular a la UCSS. Y es así como, junto con el Programa 100, se logró que el 90% de los alumnos apruebe el examen de ingreso.

“Camisea, operado por Pluspetrol, definió entre sus pilares de apoyo social, la inversión en educación como una de las bases para el desarrollo sostenible de las comunidades ubicadas en su zona de influencia, para lo cual trabaja en un sistema articulado de iniciativas que beneficia a alumnos de secundaria como de instrucción superior”.